ley de la causa y efecto

La ley de causa y efecto.

Cap铆tulo de un curso de Milagros.

Recon贸cete como verdaderamente eres.

El mundo de las formas est谩 derivado de una teor铆a newtoniana separatista, el cual describe a la ley de causa y efecto como una ley donde se cree que toda causa tiene una repercusi贸n dando como resultado una creaci贸n. 

Siendo esta ley una teor铆a separatista donde se posicionan las polaridades, sin describir lo que verdaderamente somos y creer que esta es cierta, solo reconoce a una mente que se resiste al despertar de la conciencia y a reconocer la santificaci贸n del esp铆ritu.  

Todo lo que hable de separaci贸n es una informaci贸n incorrecta y falsa. 

La mente se resiste a toda costa en despertar, en reconocerse como una creaci贸n de inmensa magnitud. Por esto, se reconoce como verdadera la ley de causa y efecto. 

La 煤nica ley que propone la ley de causa y efecto es reconocer que la causa es Dios y el efecto es Cristo

Cristo es el resultado del creador, es decir, Dios siendo una unidad, donde Dios y el hijo est谩n unidos, siendo uno.

Siempre nos hablan desde la teor铆a de la separaci贸n, en una ley de causa y efecto a base de errores. Y esta no es la ley que debe reconocerse.

驴En el mundo de las formas todo cambia de forma, pero el esp铆ritu cambia de forma? 驴El padre cambia de forma? 隆No!.  Por tanto, la creaci贸n nunca cambia de forma y nunca podr谩 dar un efecto distinto a lo que es.  

Soy tal como Dios me creo.  

Yo soy la creaci贸n, yo soy el santo hijo del creador.

Por lo tanto, yo soy la creaci贸n divina del creador. 

La materia o el mundo material, ll谩mese a todo lo que tiene forma, no viene del esp铆ritu ni de la causa y efecto. 

El esp铆ritu siempre es santo, divino y supremo, porque siempre ser谩 la causa del efecto. 

La materia s铆 cambia, se transforma y puede finalizar, pero el esp铆ritu no, por lo tanto, no es cierta la ley de causa y efecto como se conoce.聽

Cuando ves un mundo de proyecciones, de tiempo, de espacios, solo ves el mundo de las formas.

Si quieres ser feliz y conocer el cielo, conoci茅ndote como realmente eres, debes vencer al mundo de las formas. Desmonta todo cuanto has visto, te han dicho y todo lo que crees, porque las formas no se derivan de la ley de causa y efecto. 

Recon贸cete como el verdadero ser, como el esp铆ritu de la creaci贸n divina de Dios y, as铆 comprender谩s que el milagro divino eres t煤. 聽

Limpia el mundo de la percepci贸n y elim铆nala, deja de reconocer la edificaci贸n del ego, de la maldad, de lo malo y pon un stop a la mente eg贸ica. 

Elimina el miedo, despertando y reconociendo lo que verdaderamente eres, porque eres amor y debes vivir en amor. 

Cuando crees que Dios te abandona, que Dios no te ama, es porque no reconoces lo que eres y vives en una teor铆a separatista, convirti茅ndote en presa del ego. 

No le des fuerza a las formas, al ego ni al mundo porque ello te impide ser tu esencia. 

Eres un ser perfecto y por tanto el mundo a trav茅s de tus ojos debe ser perfecto, porque somos una perfecci贸n divina, enf贸cate con la visi贸n correcta y todo se transformar谩. 

El padre y el hijo son uno y en el mundo de las formas todos est谩n separados, pero en su esencia todos somos uno con Dios, porque tu eres el efecto de la causa divina. 

鈥淐risto es uno con Dios y Dios es uno con Cristo y yo soy el Cristo, hijo de Dios鈥.

Si quieres saber m谩s sobre el Libro 芦Un curso de Milagro禄 te invito a suscribirte a mis clases en mi p谩g web .

Deja una respuesta

Tu direcci贸n de correo electr贸nico no ser谩 publicada.